Connect with us

INFORMACIÓN GLOBAL

TotalEnergies mantiene sus planes de exploración y producción offshore en Sudáfrica

Bocadepozo

Published

on

TotalEnergies ha defendido sus planes de desarrollar proyectos de petróleo y gas en las costas sudafricanas, después de que grupos de activistas medioambientales le pidieran que interrumpiera sus actividades.

La empresa francesa y sus socios solicitaron el 5 de septiembre una licencia de producción de 30 años para el bloque 11B/12B frente a la costa sur de Sudáfrica, antes de que expiren sus derechos de exploración.

El bloque contiene los descubrimientos de gas de Brulpadda y Luiperd, que contienen unos 3,4 billones de pies³.

Desde entonces, TotalEnergies ha iniciado un proceso para obtener la autorización medioambiental para las actividades de exploración y prospección en el bloque Deep Water Orange Basin (DWOB), situado frente a la costa occidental.

La empresa francesa y Shell realizaron este año dos importantes descubrimientos de petróleo en aguas de Namibia que pusieron de manifiesto el potencial de la cuenca del Orange, cuya mayor parte se encuentra frente a las costas de Sudáfrica.

El mes pasado, el grupo de protección de los océanos Bloom, con sede en Francia, y su homólogo sudafricano The Green Connection escribieron una carta abierta al director general de TotalEnergies, Patrick Pouyanne, pidiéndole que “abandone inmediatamente” todos los proyectos de exploración y extracción de hidrocarburos frente a la costa sudafricana. TotalEnergies está “persiguiendo activamente una vía de desarrollo que pone en riesgo los medios de vida de las generaciones actuales y futuras de las comunidades costeras”, afirmaron. “Más que ninguna otra entidad, [tiene] los medios financieros para [ayudar] a realizar la transición energética para alcanzar el objetivo de cero emisiones netas de CO2 en 2050”.

Pouyanne respondió que se llevará a cabo una evaluación completa del impacto medioambiental y social, seguida de una consulta, tal y como establece la legislación sudafricana. Dijo que se definirán las medidas de protección ambiental necesarias para proteger la vida marina, y señaló que TotalEnergies ha reducido el alcance de la solicitud de licencia excluyendo la zona clasificada como área marina protegida.

Pouyanne argumentó que el bloque 11B/12B suministrará gas al mercado sudafricano y, por tanto, reducirá las emisiones de gases de efecto invernadero al sustituir la combustión de carbón para la generación de electricidad, y reducirá la contaminación atmosférica. Sudáfrica depende del carbón para el 80 por ciento de su generación de electricidad, dijo Pouyanne.

Satisfacer la creciente demanda de electricidad es una de las principales preocupaciones en Sudáfrica, donde los cortes de carga son frecuentes y la contaminación atmosférica por partículas finas relacionadas con la combustión de carbón es habitual, dijo.

“En Sudáfrica, TotalEnergies se está posicionando de acuerdo con las políticas públicas para contribuir a la evolución de la combinación energética del país como parte de una transición justa que requerirá un alejamiento del carbón, un fuerte aumento de las energías renovables y el uso del gas como combustible de transición”dijo Pouyanne.

Esta es la última de una serie de sólidas defensas de TotalEnergies frente a las críticas de los grupos ecologistas. Recientemente decidió iniciar acciones legales contra Greenpeace por un informe en el que se acusaba a la empresa de subestimar considerablemente sus emisiones de carbono declaradas para 2019.

TotalEnergies es el operador del bloque 11B/12B con una participación del 45%. La empresa estatal qatarí QP y la canadiense Canadian Natural Resources, que cotiza en la bolsa de Toronto, tienen un 25 y un 20 por ciento, respectivamente. Africa Energy tiene una participación del 49% en el consorcio sudafricano Main Street, que tiene una participación del 10% en el bloque.

Loading